Este blog se creó, allá por Noviembre de 2010, con el propósito de comunicar la experiencia del juego 'Batallas de Poniente'.
Ahora, en su 2ª Época, tratará de diversos wargames o juegos de mesa que requieran de un TABLERO DE BATALLA entre oponentes.
Este blog se realiza y actualiza de forma altruista y sin ánimo de lucro. Todos los nombres e imágenes que aparezcan en él previamente publicados y con derechos de autor se emplean con el único fin de narrar la experiencia relacionada con los juegos mencionados así como para ambientar el relato de lo ocurrido en esas partidas.




12 abr. 2011

FICHAS DE ORDEN... Una entrada fuera de tiempo, pero no de lugar... ya me vale... a estas alturas de la vida del Batallas de Poniente... aunque más vale tarde que nunca... o... cuando el río suena, agua lleva... vísteme despacio que tengo prisa... lo barato sale caro... o a caballo regalao' no le mires el diente...

Sí amigos... estas son las fichas de orden... nooo, nooo, no son fichas para el parquímetro, ni para los coches de choque, vale? son las fichas para jugar con el 'supermegaextrahiperultrajuegaco' BATALLAS DE PONIENTE... sí, hombre, el Batallas de Poniente... te suena? que no te suena... que síiiiii... hombre... el juego al cual dedico este 'supermegaextrahipersuperconocido' blog... TABLERO DE BATALLA...

En realidad las fichas son más canijas... pero como he
encontrado por ahí esta 'megafoto' pues he dicho...
veeeeenga... 

Pues bien... estas fichas se consiguen tirando los dados al comienzo de cada ronda (tantos dados como el plan de batalla indique... la mayoría de las veces se tiran 4 dados)... el resultado obtenido en la tirada se traduce cogiendo tantas fichas como símbolos idénticos hayan salido. Aunque el juego es bélico, los dados se tiran despacio y nunca a la cabeza del contrario (mucho menos a los ojos y con fuerza... como cuando en las pelis se tira ese pegote de arena que el malo... o el prota... ha cogido sin que nadie lo viera, de forma discreta, del suelo... sí, sí... del suelo... fíjate qué porquería habrá en el suelo... pero nada, no le importa, veeeeeeeenga... aaaaaaaala... como vaya una inspección de sanidad por los rodajes, se van a enterar...). Que en la tirada de los dados te salen dos banderas, un símbolo rojo y otro verde... pues esas son exactamente las fichas de órdenes que coges: dos de bandera (moral), una roja y otra verde.

Las fichas se usan así (tú puedes hacer con ellas lo que quieras, desde ponerlas al lado del filete como guarnición, hasta lanzarlas a los patos en lugar de pan (los patos se van a acordar de tu familia... pero bueno) o jugar a la rana con ellas... pero yo, particularmente, te recomiendo que las uses como dice el reglamento, que con los 80 euros que vale el juego no estamos para hacer el zulú):

La ficha azul nos permitirá dar órdenes a unidades de rango azul (o sea, las que lleven la 'banderica' azul)

La ficha verde nos permitirá dar órdenes a unidades de rango verde (o sea, las que lleven la 'banderica' verde)

La roja nos permitirá dar órdenes a unidades de rango rojo (o sea, las que lleven la 'banderica' roja)

El puño enfundado en un guantelete púrpura, es la ficha de 'valor' y permite dar una orden a cualquier unidad independientemente del color que tenga (es, por tanto, una ficha comodín)

La bandera es la ficha de 'moral' que nos permite subir la moral un punto en la 'barra de moral' o 'recuperar' una unidad a la que hayamos dado una orden, para en el turno siguiente volver a darle órdenes.

También podemos gastar dos fichas azules, verdes o rojas, para darle una orden a cualquier unidad independientemente del color de rango que tenga (o sea que es otra forma de comodín pero gastando dos fichas). MMMMH... INTERESAAAAAAAAAAANNNTE

Estas fichas junto con las cartas de liderazgo de cada casa y con las específicas de cada comandante son la forma por la que podemos dar órdenes a las unidades en el campo de batalla.

Ya lo sabes 'amigobatallero' no uses las fichas para sacar el carro del super, vale?... son para jugar al Batallas de Poniente... ok?

Saludos :-)

No hay comentarios:

Publicar un comentario